Edición Médica

Jueves, 26 de enero de 2023
21:30
Ecuador | Colombia
Profesionales

NUEVOS BROTES
¿Cómo debe prepararse Ecuador ante la ola de contagios de COVID-19 en China?
La información disponible señala que la variante ómicron es la que circula en el país asiático
Jueves, 05 de enero de 2023, a las 15:23

Alberto Narváez y Lucy Baldeón, investigadores ecuatorianos.


Cristina Coello / Jonathan Veletanga. Quito
La posibilidad de que aparezcan nuevas variantes de SAR-CoV-2 por el repunte de casos en China ha puesto en alerta a los sistemas de vigilancia epidemiológica mundial, y, en Ecuador también “deberíamos estar atentos”, han advertido Lucy Baldeón, directora del Instituto de Investigación en Biomedicina (Inbiomed) y Alberto Narváez, docente de la Universidad Central del Ecuador (UCE), experto en control de enfermedades.
 
Cada que aparezcan nuevas mutaciones y variantes, “vamos a tener nuevos picos (de contagios) de estas variantes”, ante lo cual los dos especialistas han resaltado, en entrevista con EDICIÓN MÉDICA, la importancia de la vacunación de refuerzo y los nuevos tipos de vacunas frente a la expansión de la enfermedad por la situación en China y otros países.
 
No obstante, también han estimado que “felizmente cada nuevo pico es menos letal” porque la respuesta inmune de la población ecuatoriana es relativamente alta, sea por infecciones previas (inmunidad natural) o vacunación. Otra buena noticia es que gracias al uso de la mascarilla no se han incrementado los ingresos hospitalarios ni las muertes.
 
A Baldeón le inquieta la falta de información fidedigna desde China, donde se especula existe una elevada mortalidad con la nueva ola de casos. Sin embargo, le tranquiliza los primeros datos sobre las variantes circulantes en el gigante asiático en los cuales se asegura que ómicron y sus diferentes linajes son los causantes del repunte.
 
“El problema con esta población es que estas variantes son mucho más infecciosas y la mayoría no se había contagiado por la política de cero COVID, que les funcionó hasta cierto punto y ahora es muy difícil controlar, se les fue de las manos como ya pasó en Japón y Corea del Sur”, ha explicado la directora del Inbiomed.
 
En China y Japón (en este segundo país a pesar de tener buenas coberturas de vacunación) la ola de contagios se está dando por la nueva variante BF.7 (la que más está circulando), lo cual indica que “probablemente nos va a llegar esta variante y probablemente vamos a tener un pico por COVID-19 a partir de enero… Esta se sumará a las (variantes) que ya están circulando”, así como a la influenza y al virus sincitial respiratorio, ha considerado Narváez.
 
Entonces, al abrirse el abanico de contactos en una población vulnerable como la china, la viabilidad de mutaciones aumenta y la posibilidad de que surjan nuevas variantes está abierta.
 
Siempre lo que pasa en el Ecuador está relacionado con lo que pasa en el mundo”. ¿La solución? Las medidas son las mismas: seguir usando mascarilla, que los enfermos continúen utilizando mascarilla (N95, inclusive en casa), que se aíslen por lo menos por 5 días, que se siga ofreciendo pruebas a las personas transmisoras y con factores de riesgo, ventilación en los lugares de trabajo y cerrados, y sobre todo mantener la vacunación para COVID-19 e influenza, ha detallado el docente de la UCE.  
 
Además, debido a que los sucesos en China se reflejarán en nuestro continente en un par de meses, Baldeón ha sugerido dotar al sistema nacional de Salud de suficientes vacunas para que la población pueda protegerse antes de un nuevo brote.
 
¿Se necesita vacuna anual?
 
Según Baldeón, al menos el 80 por ciento de la población ecuatoriana ya se ha infectado, “entonces ya tenemos una inmunidad importante” frente a ómicron “y esperamos que podamos seguir controlando el virus” con la vacunación, mientras no aparezcan nuevas variantes.
 
La investigadora ha recordado que “ya tenemos una memoria inmunológica frente a la COVID y esto es lo importante, ya nos enfrentamos al virus natural o artificialmente a través de las vacunas y nuestro sistema inmune ya ha respondido, y si volvemos a enfrentarlo vamos a responder, de hecho, esto ya ha pasado con otras enfermedades”.
 
Pero, también ha insistido en la necesidad de que los sistemas de vigilancia se mantengan expectante frente a las variantes y estar a la espera de “una vacuna que prevenga la enfermedad” para inmunizar a la población anualmente como sucede con influenza.
 
Mientras tanto, será prioritario continuar con refuerzo de vacuna bivalente especialmente en personas vulnerables, con enfermedades crónicas y adultos mayores.
 
En este sentido, “ya se ha planteado en el Ministerio de Salud Pública (MSP) que se comience a poner el tercer refuerzo (quinta dosis) a adultos mayores y a personas con factores de riesgo. Lo ideal sería con la vacuna bivalente o con la nasal, pero como no van a llegar tan rápido, hay que hacerlo con las vacunas disponibles en el país”: Pfizer, AstraZeneca y Sinovac, ha insistido Narváez.
 
“El ministerio va a comenzar a ofrecer el tercer refuerzo y tienen que vacunarse quienes ya pasaron entre 4 y 6 meses de la última dosis que hayan recibido”, ha asegurado el investigador.
 
Importancia de la investigación
 
Por otro lado, Baldeón ha enfatizado en la importancia de la secuenciación del virus y ha considerado que fue una de las lecciones que nos dejó la pandemia frente a los virus emergentes.
 
“Vamos a convivir con esto en adelante y no sólo con el coronavirus, sino con muchos otros, entonces necesitamos un sistema de investigación fuerte y de seguimiento. El INSPI (Instituto Nacional de Investigación en Salud Pública) debe seguir trabajando, actualizándose y reforzándose para continuar haciendo secuenciamiento rutinariamente”, ha añadido.
 
Y por otro lado ha considerado que todo sanitario “debe seguir actualizándose” sobre la enfermedad ya que los brotes seguirán apareciendo periódicamente y no solo de coronavirus sino “por todos los problemas derivados del cambio climático, la deforestación, invasión a territorios vírgenes, etc.”



Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.