Edición Médica

Miércoles, 29 de enero de 2020
01:33
Salud Pública
ALTA COMPLEJIDAD
El Hospital Luis Vernaza ya se encuentra listo para realizar trasplantes de corazón
Desde el 2009 el hospital fue acreditado para trasplantes de hígado, córnea, riñones y tejidos
Viernes, 10 de enero de 2020, a las 10:12
Trasplante de corazn Hospital Luis Vernaza.

Directivos de la JBG, INDOT y especialistas del Hospital Luis Vernaza.


Redacción. Quito
El Hospital Luis Vernaza, de la Junta de Beneficencia de Guayaquil (JBG), se ha convertido en el segundo hospital (después del José Carrasco Arteaga del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, en Cuenca) en certificarse para realizar trasplante de corazón.
 
En una ceremonia realizada en la institución, el Instituto Nacional de Donación y Trasplante de Órganos, Tejidos y Células (INDOT), ha entregado la acreditación a las autoridades de la JBG y especialistas médicos.
 
Mauricio Heredia, director ejecutivo del INDOT, ha señalado que para esta acreditación los hospitales requieren una unidad de terapia intensiva equipada con tecnología, “y sobre todo la experticia y toda la formación académica de los médicos. No todos los especialistas que operan, cirujanos cardiacos, pueden hacer trasplantes. Es uno de los trasplantes más complicados que hay”, ha resaltado.
 
Según el funcionario se está trabajando con instituciones públicas y privadas para ampliar los programas. “Las necesidades de trasplante en el Ecuador son muy grandes. Estamos trabajando para que desarrollen los de progenitores hematopoyéticos, tanto en adultos como en niños; y los trasplantes pediátricos hepáticos que son una necesidad”.
 
Heredia ha resaltado que, nueve de cada diez ecuatorianos mantienen la condición de donantes. “Eso ubica al país en el quinto puesto en la región después de Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay. Estamos sobre Venezuela, México, Puerto Rico”, y otros países, ha indicado.
 
María Candela Ceballos, jefa del Banco de Tejidos y coordinadora hospitalaria de trasplantes, ha explicado que previo a un trasplante de corazón, “es necesario una evaluación para descartar que el paciente tenga alguna contraindicación, como enfermedades infecciosas, patologías asociadas o una edad muy avanzada”.
 
“Luego que culmina ese proceso, que puede llevar entre cinco y diez días, el paciente ya sabe si es apto o no para ingresar a la lista de espera hasta la llegada de un donante cadavérico compatible con él”. A lo largo de este semestre esperan integrar la lista de espera de pacientes, ha añadido Ceballos.
 
Eduardo Abril, jefe del Servicio de Cirugía del Corazón, ha explicado que los problemas coronarios severos, de válvulas cardíacas y cuadros infecciosos son algunas de las patologías terminales que tienen como última opción un trasplante.
 
“Son enfermedades que van en aumento. Hay mucha gente que ha estado en espera y no ha podido ser atendida. Ahora comenzaremos con estas cirugías”, que pueden durar aproximadamente cuatro horas, ha señalado el especialista.
 
Las autoridades de la JBG han destacado que el personal médico que realiza estos procedimientos de alta complejidad se han capacitado en el extranjero.
 
El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC) ha determinado que las enfermedades isquémicas del corazón fueron la primera causa de muerte en 2018, cuando se registraron 7.862 defunciones.
 
Los donantes usualmente son jóvenes con muerte cerebral debido a accidentes de tránsito o complicaciones congénitas. En el procedimiento intervienen cirujanos, perfusionistas y anestesiólogos.
 
A ellos se suman intensivistas, hemodinamistas, médicos infectólogos, hematólogos, enfermeros, tecnólogos, instrumentistas quirúrgicos y trabajadores sociales, quienes colaborarán en la conformación de la lista de espera.
 
Unos datos
 
Desde el 2009, el hospital Luis Vernaza  registra más de 300 trasplantes de córnea, supera los 250 renales y 88 hepáticos.
 
En el país, según el INDOT, se realizaron el año pasado 677 trasplantes, ellos 22 son renales con donante cadavérico, cuatro renales con donante vivo, 30 hepáticos, uno pulmonar, 381 de córneas y 39 de progenitores hematopoyéticos (o médula ósea).
 
En el país, la Ley de Trasplante de Órganos aprobada en el 2011 establece en sus artículos 29 y 30 que todos son donantes a menos que manifiesten su voluntad contraria.
 

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.