Edición Médica

Martes, 27 de febrero de 2024
02:54
Ecuador | Colombia
Empresas

CÁPSULA HDLV
¿Cómo cuidarnos para prevenir complicaciones respiratorias en 2024?
Prepararse para potenciales emergencias sanitarias se vuelve imperativo
Miércoles, 13 de diciembre de 2023, a las 10:48
El lavado de manos es una de las principales medidas de prevencin.

El lavado de manos es una de las principales medidas de prevención.


Redacción. Quito
En los últimos meses se ha registrado una ola de enfermedades respiratorias, caracterizada por infecciones virales agudas como influenza y COVID-19, la cual ha impactado de manera significativa a la población, particularmente en las niñas y niños.
 
Para la neumóloga Liliana Páez, del Hospital de los Valles (HDLV), el actual brote tiene estrecha relación con factores estacionales. Las variaciones en las temperaturas han propiciado problemas de salud, como gripes y molestias respiratorias, sin embargo, estas afecciones no están exclusivamente asociadas a la pandemia de COVID-19.
 
Lo que sí ha evidenciado este fenómeno epidemiológico es la vulnerabilidad persistente de las personas frente a estos patógenos y la necesidad continua de medidas preventivas y una comprensión más profunda de los riesgos asociados.
 
Según datos de la Dirección Nacional de Vigilancia Epidemiológica del Ministerio de Salud Pública (MSP), en lo que va del 2023 se han registrado 1.299 casos de enfermedades respiratorias: SARS-CoV-2 es el de mayor incidencia con un 34.83 por ciento, seguido por Influenza A/H1N1 con un 25.37 por ciento e Influenza B con un 18.08 por ciento. Los grupos etarios con mayor riesgo de gravedad o fallecimiento son los menores de 4 años y las personas mayores de 65 años.
 
Por este motivo, Páez ha explicado que la mayor vulnerabilidad a estas infecciones se debe a la inmadurez del sistema inmunitario de los niños y a ciertos hábitos menos higiénicos, como falta de lavado constante de manos o tendencia a llevarse los dedos a la boca. Estos comportamientos actúan como facilitadores para la rápida propagación de estas enfermedades infecciosas.
 
Ante esta situación, la especialista ha subrayado la necesidad de cultivar hábitos preventivos y resalta su efecto en la reducción de enfermedades. “Prepararse para potenciales emergencias sanitarias se vuelve imperativo. Por ello, el implementar medidas de cuidado de la salud debe ser una prioridad en este 2024”.
 
También ha dado recomendaciones clave para reducir los contagios de problemas respiratorios, como uso de mascarillas de alta calidad (utilizar mascarillas eficaces como barrera protectora), adoptar un estilo de vida saludable, practicar la higiene de manos (mantener una rigurosa higiene de manos como medida preventiva fundamental), mejorar la ventilación en espacios cerrados para reducir disminuir la propagación y mantener distancia social siempre que sea posible.
 
Además, ha subrayado la importancia de buscar atención médica si los síntomas persisten, ya que podría indicar complicaciones como neumonía, una enfermedad potencialmente mortal, incluso si la mayoría de las personas se recuperan en pocos días o semanas.
 
Adicionalmente, es fundamental vacunarse anualmente contra la influenza y evitar la automedicación. También es importante tomar precauciones adicionales para prevenir la propagación de estas enfermedades en la comunidad, ha agregado.



Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies.